Saltar al contenido

¿Para Qué Sirve El Ciprofloxacino?

Miembro de la familia de los fluoroquinolonas. Medicamento antibiótico que produce una detección y destrucción completa de las bacterias que causan un complejo sistema de infecciones que inundan el organismo mediante células Bactericidas.

Dicho proceso, se origina gracias a la intervención de la Topoisomerasa de tipo II, la cual es capaz de actuar sobre la estructura topológica del ADN, entrelazándose en ella para integrar las proteínas deseadas para el organismo. Sin embargo, también interviene de manera sobresaliente la Topoisomerasa de tipo IV, ya que permite suministrar la replicación, restauración y completa compensación del ADN de vuelta a su estado óptimo.

¿Para qué sirve el Ciprofloxacino?

El Ciprofloxacino fue creado para intervenir y prevenir varios tipos de infecciones ocasionadas por células bactericidas, como la fiebre tifoidea, gonorrea, la cual engloba varias infecciones de origen sexual, diarrea de forma contagiosa y enfermedades infecciosas en las articulaciones, huesos, próstata y parte del estómago.

Una manera práctica por la cual se suministra este medicamento, es en caso de infecciones provenientes de plagas, ya sean en tamaño celular o microscópico, además de por supuesto los problemas que ocasionan las picaduras de los insectos que suministran un inquinamento en el organismo.

También, se puede tratar las infecciones de origen respiratorio, las cuales ocasionan un grave daño en los bronquios y, por lo tanto, afecta a todo el sistema.

Sus tabletas de uso prolongado son popularmente conocidas para prevenir y suministrar nutrientes elementales para el funcionamiento óptimo de los riñones, este tratamiento, por lo general, se suministra de forma constante para la completa eliminación de la plaga.

Indicaciones para un uso apropiado del Ciprofloxacino

  • Viene en presentación de tableta para ingerir de forma oral, sin preocuparse de si se suministra con los alimentos o no. En las indicaciones, por lo general, se recomienda que se tome dos veces al día. Sin embargo, la tableta de uso prolongado se suministra una vez al día por un periodo un tanto más extenso. Por supuesto, es importante mencionar que tiene que consultar con su médico de cabecera las dosis a tomar.
  • Se recomienda ampliamente que consuma el medicamento de forma constante a la misma hora todos los días, de esta manera, el sistema se irá adaptando a los nuevos nutrientes añadidos al organismo, permitiendo sacarle el máximo provecho al medicamento.
  • Debe tener en cuenta que hay diferentes tipos de Ciprofloxacino, es por esto, que debe buscar de forma minuciosa la que su doctor le medicó. Además, que el tiempo de uso de esta medicina varía en cuanto al grado de infección y los daños que este haya provocado en el sistema.
  • En tal caso de que la consuma de forma líquida, debe agitar el frasco enérgicamente por unos 15 segundos antes de ingerirlo, para que de esta manera le saque el mayor provecho posible a las vitaminas suministradas a su organismo.

Precauciones que debe de tener presentes

      Notifique a su Doctor sobre sus alergias: es de suma importancia que avise a su médico sobre cualquier posible alergia que le pueda causar resultados contraproducentes. Debe suministrarle toda la información posible, reacciones ocasionadas por el Ciprofloxacino y demás antibióticos que su cuerpo no reconoce y trata de expulsar, ocasionándole más daño.
      Informe a su médico sobre otros medicamentos: debe de informarle si está tomando otros antibióticos o medicamentos, ya que si este fuera el caso, el doctor le responderá que no tome Ciprofloxacino para no ocasionar un desorden en su sistema, lo cual empeoraría la situación.
      Cerciórese de no tener problemas cardiacos: para prevenir cualquier eventualidad y efecto adverso, es prioritario que se informe sobre su estado cardiaco y el de sus familiares, para luego hacerle de conocimiento a su médico y que el determine si no tendrá ningún problema en el corazón mientras usted consuma este antibiótico.

Efectos secundarios en el uso de Ciprofloxacino

Éste en algunos casos explícitos podría ocasionar algunos efectos secundarios si no se cumple con las especificaciones antes mencionadas. Entre otros, estos efectos adversos son los siguientes:

  • Vomito repentino
  • Dolor estomacal
  • Palidez de la piel
  • Cansancio precoz
  • Acidez intensa

Como anteriormente se mencionó, debe de notificarle de todo a su médico personal, para que este lo guíe a una pronta recuperación.

El ciprofloxacino; asimismo conocido como Ciprofloxacina o bien Cipro, es un antibiótico de extenso fantasma perteneciente al conjunto de fluoroquinolonas que se emplea como tratamiento para combatir diferentes géneros de infecciones ocasionadas por bacterias de tipo Grampositivo y Gramnegativo.

El mecanismo de acción de este fármaco consiste en detener la replicación bacterial del ADN a través de la unión con una enzima detalla llamada ADN Girasa; una de las topoisomerasas, dejando la bacteria totalmente inhabilitada para dividirse y muriendo, eludiendo así que pueda abundar. Siendo un antibiótico tan fuerte solo se receta cuando otros antibióticos han resultados ineficaces.

que-es-el-ciprofloxacino

Este medicamento está libre en el mercado en cuatro presentaciones básicas de diferentes potencias: suspensión oral, forma tópica, envases de diez comprimidos de 250mg o bien 500mg y de forma inyectable en envases de un frasco/ampolla de doscientos mg/100 m, solo se vende con récipe médico. La dosis y la duración del tratamiento con ciprofloxacino; como con otros fármacos, dependerá de la gravedad o bien el género de infección que se tenga.

El ciprofloxacino se prescribe para tratar las próximas complicaciones:

  • Profilaxis de ántrax
  • Peste como arma biológica
  • Diarrea del viajante
  • Infecciones respiratorias: neumonía, bronquitis, empiema, bronconeumonía, tuberculosis y bronquiectasia.
  • Infecciones otorrinolaringológicas: sinusitis, otitis, faringitis, etcétera
  • Infecciones gastrointestinales: enteritis, escherichia coli, salmonella, gastroenteritis bacteriana, entre otras muchas.
  • Infecciones en los huesos y articulaciones: osteomielitis, artritis séptica, etcétera
  • Infecciones en la piel y los tejidos blandos: úlceras y quemaduras inficionadas.
  • Infecciones en las vías urinarias: cistitis, uretritis, pielonefritis, prostatitis, blenorrea, anexitis, blenorragia y epididimitis.
  • Infecciones pélvicas: endometritis, salpingitis.
  • Infecciones de las vías biliares: empiema de vesícula biliar, colecistitis, colangitis, entre otros muchos.
  • Infecciones intraabdominales: abcesos, peritonitis, etcétera
  • Infecciones sistémicas graves: bacteriemia, septicemia.

POSOLOGÍA Y VÍAS DE ADMINISTRACIÓN DEL Ciprofloxacino

Tanto la dosis como la duración del tratamiento dependerán de la severidad de la infección, la edad y la condición del paciente. No obstante, el tratamiento generalmente acostumbra a prescribirse de siete a catorce días o bien de cuatro a seis semanas si se trata de infecciones articulares, prostáticas y óseas. Es sumamente esencial que al emplear ciprofloxacino se respeten las dosis, los horarios y la duración que ha indicado su médico puesto que de interrumpir o bien no acabar con el fármaco se corre el peligro de reducir su eficiencia o bien acrecentar las posibilidades de que la bacteria se vuelva inmune a los efectos del mismo. Ahora ofrecemos ciertos ejemplos de enfermedades y la posología para adultos:

  • Neumonía: cuatrocientos mg cada 12 horas por vía intravenosa.
  • Osteomielitis: en dependencia de su gravedad podrían indicarse de 500mg a 750mg por vía oral por un periodo de entre cuatro y seis semanas.
  • Sinusitis: quinientos mg vía oral cada 12 horas por diez días.
  • Infecciones del tracto urinario: de doscientos a quinientos mg un par de veces al día vía oral o bien 400mg cada 12 horas vía intravenosa.
  • Diarrea infecciosa: 500mg cada 12 horas de cinco a siete días.
  • Infección por carbunco (ántrax): 500mg vía oral cada 12 horas por sesenta días.
  • Bronquitis: conforme sea su severidad podrían prescribirse dosis de 500mg a 750mg vía oral cada 12 horas por un periodo de siete a catorce días.
  • Chancro: quinientos mg vía oral cada 12 horas por tres días.
  • Salmonella Gastroenteritis: quinientos mg por vía oral cada doce horas por cinco a catorce días, en dependencia de la recurrencia.
  • Infección infraabdominal: cuatrocientos o bien quinientos mg por vía oral o bien intravenosa cada 12 horas por siete a catorce días, en combinación metronidazol.

ADVERTENCIAS Y PRECAUCIONES SOBRE EL ciprofloxacino

Cuando su médico le ha prescito este medicamento debe tomar en consideración determinados factores ya antes, a lo largo de y tras el tratamiento:

  • De la misma manera que con cualquier otro fármaco, va a deber sostenerlo fuera del alcance de los pequeños.
  • Culmine el tratamiento que le ha indicado su doctor si bien presente mejora. El ciprofloxacino debe tomarse hasta tras tres días de la desaparición de los síntomas.
  • Notifique a su médico si es alérgico a este principio activo, a la fluoroquinolona o bien a otros derivados de la quinolona (cinoxacino, ofloxacin, gemifloxacin, levofloxacin, entre otras muchas).
  • Indíquele a su doctor si sufre alguna de estas enfermedades o bien complicaciones: epilepsia, conmociones, niveles bajos de potasio en la sangre, diabetes, trastorno del ritmo cardiaco, enfermedad del riñón o bien recibe diálisis, enfermedad del hígado, debilidad muscular, artritis, trombosis, hemorragia cerebral, miastenia grave, complicad para tragar pastillas, complicad respiratoria, reacciones alérgicas a los antibióticos, historia personal o bien familiar del síndrome de QT largo y tumor cerebral. En el caso de sufrir alguna probablemente se debe alterar la dosis o bien suspender el tratamiento con este antibiótico.
  • El ciprofloxacino no cura infecciones virales como la gripe o bien el constipado.
  • Dígale a su médico si estima que dicho medicamento es realmente fuerte o bien exageradamente enclenque para .
  • Evite la exposición solar o bien la luz ultravioleta puesto que el consumo de este fármaco podría hacer su piel más sensible.
  • Si bien este fármaco se puede ingerir con las comidas o bien fuera de ellas, evite tomarlo con: café, productos lácteos (youghourt o bien leche) o bien jugos fortificados con calcio.
  • Evite el consumo de antiácidos, didanosina, vitaminas o bien suplementos minerales (calcio, zin o bien hierro) y sucralfato puesto que lo mismo pueden reducir o bien hacer al ciprofloxacino menos eficiente.
  • A lo largo del tratamiento con este medicamento no ingiera bebidas alcohólicas.
    Si efectúa alguna actividad que demande un cierto estado de alarma, conduce un vehículo o bien opera maquinaria pesada debe llevar cuidado en tanto que este fármaco puede reducir su capacidad de reacción.
  • Si se halla encinta o bien etapa de lactancia no tome el medicamento sin ya antes preguntar con su médico. El ciprofloxacino puede excretarse con la leche materna y puede causarle daños al bebé.
  • Notifique a su doctor cada uno de ellos de los fármacos o bien suplementos que está tomando en tanto que se pueden presentar interactúes con: tizanidina, esteroides, fenitoína, ropinirol, duloxetina, la yerba de San Juan, diuréticos, disopyramide, dofetilide, dronedarone, procainamide, diclofenac, indomethacin, warfarina, entre otros muchos.
  • Mientras que se halle bajo tratamiento con este antibiótico procure sostenerse bien hidratado y tomar exactamente el mismo con un vaso lleno de agua. De esta manera evita la alcalinización de la orina y reduce el peligro de cristaluria.

efectos-secundarios-del-ciprofloxacino

EFECTOS SECUNDARIOS DEL ciprofloxacino

Pese a que este medicamento acostumbra a ser bien tolerado por nuestro organismo se pueden presentar casos de: diarrea, náuseas, cefalea, secreción o bien picazón vaginal, perturbación inquieta, hinchazón o bien rotura de un ligamento, complicad para respirar, incremento del ritmo cardiaco, ronquera, conmociones, dolores de estómago, fiebre, orina obscura, ansiedad, depresión, acidez de estómago, insomnio, hinchazón de cualquier una parte del cuerpo, cardenales, paranoia, debilidad muscular, temblores, entre otros muchos.

Sin importar lo más mínimo cuál de estos síntomas presente; o bien la intensidad de exactamente los mismos, a lo largo de la administración de ciprofloxacino comuníquese con su médico tratante lo más pronto posible.